Posts Tagged ‘Bilbao’

Feliz 2014

domingo, enero 12th, 2014

Sigo subyugado y abducido por los descubrimientos de mis antepasados, y lo plasmo por segundo año en mi felicitación del nuevo año.

“Don Pedro Escauriça Yrauregui, primogénito de Martín y Mari Sáez, tuvo que abrir una carpintería en Bilbao, cerca del Puente de San Antón, faltando veinte años para el 1600; su primer negocio de Velas y Blandones para la Catedral de Santiago, se quedó muy corto para alimentar a la extensa prole que tenía con Doña Mari Sáez de Urtetegui Salaçar. El “Alma de Santiago” se trocó por “Maderas de Ultramar”, y desarrolló un negocio muy provechoso por la cantidad de barcos que se construían o arreglaban en la Ría. Don Pedro dio mucho que hablar pues tuvo que defenderse de un robo de madera del que fue víctima en 1588, hasta la Chancillería de Valladolid llegaron sus pleitos. Doña Mari Sáez también dio que hablar, para bien mas que nada. Era una cocinera aplicada y muy reputada. En su juventud trabajó en algunas casas de linaje de Biarritz y aprendió mucho de la cocina francesa, que para la gente bien de Bilbao estaba de moda. Hubo un suceso de mucha repercusión en su época en Bilbao. La construcción y botadura de un navío importante en los astilleros de la Ría, fue objeto de mucha fiesta y celebración principal. Le llamaron a Doña María Sáez para que dirigiera la elaboración de la comida, pues vendrían invitados de Francia e Inglaterra, amén de Madrid y Valladolid. Doña Mari Sáez de Urtetegui dirigió la elaboración del siguiente menú: Entremeses variados, ostras, angulas, sopa de chirlas, ensalada de alubias, bacalao en dos salsas, pil-pil y mayonesa, besugo, merluza frita, caracoles en salsa roja, roastbeef a la inglesa, galantinas de capón asado, Jamón de York a la española, perdiz a la cazadora, solomillo de ternera con patatas souflé, compota de manzana, mantecados y fresas, helados variados, savarín de frutas y quesos del país. Estuvo regado el banquete por Txakolí “ojo de gallo” de las bodegas de los alrededores de Bilbao, vinos de Jerez, tintos de Madeira y Oporto, Moett Chandon, Veubbe Cliequot, Martell, Coñac español y Chartreuse. Un buen cargamento para pasar el Océano y el Siglo”.

[Esto de construir una historia de ficción sobre personajes existentes tiene un morbo que crea adicción. Esto de tener antepasados identificados como ciertos en el siglo XVI, y además de Bilbao, es para presumir, y de lo lindo.

Es un gozo comenzar así un año, que dicen que no va a ser bueno, pero que tenemos que pensar que se equivocan, porque sino… Así que Feliz Año 2014 amigas y amigos, que nos queda un rato.

Nuestros afanes y nuestros sueños están muy por encima de políticos y banqueros. ¿Irán a la cárcel este año? Lo dudo, todavía no están maduros. Nos falta un hervor].

A ver si aciertas, lee despacio, adivina, adivinanza…

Toca el cielo con la oreja, con la pierna el mar, con la cola derriba el mundo. Beharriak zerua hunkitzen, zangoaz itsaoa, buztanaz mundua itzulikatzen.

Es blanquita, no es harina; es negrita, no es carbón; hace hablar, no tiene lengua; corre, no tiene piernas. Xuria bada, ezta irina; beltza bada, ezta ikatza; mintzarazten du, mihirik eztu; kurritzen du, zangorik eztu.

Los pobres lo desparraman y los ricos lo recogen. Pobreak barreatzen tan alberatsak biltzen.

[Acertijos recogidos por Resurrección María Azkue en el primer tercio del S. XX y publicados en Euskalerriaren Yakintza (Literatura Popular del País Vasco), en 1934]

BilbaoXVI

Familia

jueves, enero 3rd, 2013

Doña María Saéz Yrauregui era natural de Bilbao, su marido, Don Martín Escauriça trabajó en la primera imprenta que se abrió en la capital en 1577, lo que le permitió a la familia sortear con agilidad las malas rachas tan frecuentes en aquellos tiempos. Como era costumbre en la época, tuvieron muchos hijos, siete vivos y cuatro que no llegaron a nacer. Parece ser que Don Martín Escauriça era un tipógrafo reputado –no había muchos entonces, había pasado poco más de un siglo desde que Guttemberg creara la primera– y en 1596, cuando su vida profesional tocaba casi a su fin, le encargaron dirigir la impresión del primer libro impreso en euskera, titulado “Doctrina Christiana en Romance y Bascuence” por el Dr. Betolaza. Quizás fue esa profesión lo que hizo de Don Martín una persona ilustrada que devoraba libros, periódicos y noticias permanentemente, sobre todo las que llegaban en los barcos procedentes de Europa y América por la ría, lo que le otorgaba cierta autoridad en el barrio. La familia vivía “Allende la Puente”, nombre con el que se conocía entonces a Bilbao La Vieja, en una casa modesta pero espaciosa. Uno de sus hijos, el primogénito, Don Pedro Escauriça Yrauregui, se dedicó a la fabricación de velas, blandones y demás productos céreos para la Catedral de Santiago, y abrió una cerería que se llamaba ”el Alma de Santiago”, lo que le conviritió a Don Pedro en un artesano muy reputado y respetado. Otro de los hijos, Don Manuel, abrió en el barrio un Despacho de Vinos y Licores, aprovechando los buenos blancos y claretes que se elaboraban con las uvas de los viñedos cercanos; este Despacho se llamaba “La Aurora”, seguramente como homenaje a algunos de los barcos que hacían la línea con América y que le proveían de rones, o quizás a alguno de los escritos que recopiló su padre en la imprenta…

 

20joséantoniocruz13
[Francamente no sé si las peripecias narradas en el relato que he escrito en el anverso de este opúsculo, ocurrieron de verdad o no, pero es una posibilidad cierta que los antepasados míos citados –que de verdad existieron- tuvieran  experiencias parecidas.
En cualquier caso es una osadía por mi parte despertarles de su letargo histórico, pero una osadía totalmente calculada y querida, porque me hace mucha ilusión haber conocido de su existencia hace muy poco.
Yo creo que estas historias nos hacen ser optimistas en cuanto a nuestro presente y nuestro futuro, y no creo que haya político ni banquero que nos entierre de momento, somos duros de pelar y estamos para vivir.
Alzo mi copa imaginaria y brindo por nosotros y porque el vino siga siendo una fuente de salud y de placer]

A ver si aciertas, lee despacio, adivina, adivinanza…
Es picante, picante, no es pimiento; tiene barba, no es hombre.  Mina da mina, ezta piperra; bizkarra dauko, ezta gizona.
Está tumbado. Si se levantara, tocaría el cielo; si tuviera manos, cogería ladrones; si supiera hablar, diría todo. Etzanik dago. Yagiko nalitz, zerua yoko leuke: eskuak baleukaz, lapurrak atxitu; berbetan baleki, guztia esan.
Tiene aliento y no cuerpo. Atsa bai ta korputzik ez.

Una bilbainada perfecta: vino en la ría de Bilbao

sábado, julio 3rd, 2010
Nos faltaba el velero, pero teníamos bergantín y vino. Bilbao es Bilbao

Nos faltaba el velero, pero teníamos bergantín y vino. Bilbao es Bilbao

El pasado 1 de Julio surcamos las aguas de la ría de Bilbao con una copa de vino en la mano. Una forma muy chula de pasear y de disfrutar de Bilbo. Al atardecer, convocados por Eventos de Cata, la agencia de enoturismo de mi querido amigo José Manuel Calleja, nos embarcamos en el sucesor del “Chimbito” y disfrutamos de varios vinos de Bodegas Mitarte y Viña Laguardia, de la Rioja Alavesa: maceración carbónica, dos crianzas y un reserva, todos con base de tempranillo, como debe ser; todos buenos, alguno sobresaliente. La verdad es que fue una experiencia muy grata, incluida la tormenta final. José Manuel tiene ideas geniales. ¿Los pasajeros? Muy agradables y muy de Bilbao.